jueves, noviembre 03, 2005

Un dia en el campo I: El monasterio de los Montes Torozos.

Sonando en mi cabeza: Por que te vas (Iluminados versionan a Jeanette )
Hoy en mi ventana brilla el sol
y el corazon se pone triste contemplando la ciudad
por que te vas?
Como cada noche desperte/ pensando en ti
y en mi reloj/ todas las horas vi pasar
por que te vas?
todas las promesas de mi amor se iran contido
Me olvidaras, me olvidaras
junto a la estacion yo llorare igual que un niño
por que te vas?
Bajo la penunbra de un farol/ se dormiran
todas las cosas que queadaron por decir/ se dormiran
Junto a las manillas de un reloj esperaran
todas las horas que quedaron por vivir
esperaran
todas las promesas de mia mor se iran contido
Me olvidaras, me olvidaras
junto a la estacion yo llorae igual que un niño
por que te vas?
todas las promesas de mia mor se iran contido
Me olvidaras, me olvidaras
junto a la estacion yo llorae igual que un niño
por que te vas?
Nosotros somos muy inteligentes. Mis amigas y yo, digo. Pero no nos gusta hacer alarde de ello, claro está. Así que nos comportamos como individuos de coeficiente medio-bajo. Y optamos por salir de ruta campestre cuando toda la península está cubierta por una inmensa borrasca. Para disimular nuestro sumo grado intelectual.
Ni siquiera sabemos muy bien que vamos a hacer, lo nuestro son los planes incontrolados e inconscientes. Así nos va a en la vida.
Cojemos el coche y nos dirigimos hacia los Montes Torozos, que es un sitio precioso para cualquier individuo que no haya salido de una ciudad en su vida, pero un poco vulgar para un día campestre de calidad. Con la borrasca sobre nuestras cabezas casi que ya no nos importa que el dia sea de calidad, nos conformamos con que no sea una mierda aburrida. Y viniendo Eva a mí se me hace muy dificil que la cosa torne aburrida. Puede ser espectacularmente divertido o terrorificamente horroroso todo, pero nunca aburrido.
Así es Eva, un poco yonqui y una ninfómana frustrada, pero nada aburrida.
En la carretera vemos un letrero indicando algo que parece importante. Y seguimos la direccion del letrero por que es nuestra única guia en ese momento. Llegamos a un monasterio cisterciense del siglo XII. Eso dice el cartel de la entrada, pero el edificio no tiene pinta de tal cosa.
Apenas hay nadie, y rodeamos el monasterio con una ligera impresión de estar cometiendo alguna infracción. La cometemos cuando me cuelo con Eva a robar unas guindillas de lo que tiene todo el aspecto de ser el huerto de los monjes. Yo estas cosas no las hago de motu propio, lo prometo, pero la Eva consigue sacar de mi el delincuente que llevo dentro. Me encanta esta chica.
Un letrero reza claramente Prohibido pasar ante la entrada a un pequeño jardín. Eso a nosotros no nos importa una mierda, y entramos dentro.
-Mirad. Hay patitos!
Laura, que en las salidas campestres adopta una adtitud infantil que asusta, se emociona con las aves acuáticas de un pequeño estanque en el jardín. A mi todo me parece maravillosamente bucólico bajo la borrasca.
Eva y yo tiramos delante, ya os digo que esta chica me empuja a la inconsciencia. Descubrimos un encantador puente que lleva a un islote en el estanque, un islote que apenas da cabida a una mesa con asientos de piedra a su alrededor. En realidad no es una mesa, sino una especie de artefacto litúrgico, una mesa de sacrificios con una ligera pendiente hacia una salida lateral. Todo previsto para recojer pulcramente la sangre en un recipiente.
Eva empieza a fabular sobre los ritos que deben practicar allí los monjes, mientras a mi me extraña que aún no haya aparecido ninguno. En el colmo de su estado transgresor y macabro, Eva se tiende muerta sobre la mesa litúrgica. Nuka y yo la fotografiamos en mil poses y ángulos diferentes, en una escena asquerosamente tétrica.
Salimos aliviados de allí (yo al menos) y otro cartel avisa que allí se ecuentra una de las espinas de la corona de Cristo. Ya veis que mal gusto guardar una cosa así, como son de agoreros y desagradables los católicos. Conseguimos entrar al claustro del monasterio, pero no vemos ninguna espina sagrada. A cambio Nuka descubre escenarios ideales para sus oníricas fiestas en ambientes románicos. Imaginando aún a Miss Kittin resonar en el comedor monacal salimos de allí rumbo al norte.
Los jóvenes de hoy no tienen memoria histórica. A ver quien se acuerda de Jeanette, la pobre, con esos temazos que cantaba ella. A decir verdad, aún hay quien recuerda a esta mujer que nunca llegó a hablar bien el castellano. Alagada por el adorable Miki Puig, e imitada por Silvia Niza con excelentes resultados sonoros, las canciones de Jeanette han disfrutado y sufrido de múltiples versiones, algunas totalmente indies. Tal es el caso de la versión que Iluminados incluyeron hace ya años en su Afrodita B. Iluminados, auténticos baluartes del indie en castellano de nuestro país (o Estado o como querais llamarlo) desaparecieron del panorama musical hace ya unos cuantos años, tras más de una década viviendo en una de las peores posiciones del pop en España. Aunque disfrutaron de la bendición de algunos de los grandes, véase Fangoria, no encontraron su sitio entre el público indie.
Eso a pesar de ser una de las referencias indiscutibles de muchos de los grupos que surgirian, más o menos efímeramente, años más tarde: Fresones, Vacaciones......
Voz femenina, un tanto desgarrada y puede que un poco desagradable al oido no acostumbrado, dando vida a unas letras que viven del desasosiego y el pesimismo.
Nunca está de más urgar en la discoteca y redescubrir a los mártires del indie.

6 comentarios:

Telita dijo...

Ayyyy, me encanta, me encanta todo. Saludines.

-marsonico- dijo...

Como ahora prefieres casarte con Gatchan82 no debería volver a postearte... pero lo hago con la esperanza de que alguien ke me lea en tu blog caiga rendido ante mis encantos y visite los míos. el caso es ke excursiones así merecen la pena. cuantas más anécdotas mejor. iluminados? lo peor de lo peor, y para colmo murcianos. ellas se creían lo más, lo máximo, y tuvo ke venir fangoria para grabar con ellos para ke encima se lo creyeran más. no soporto tanta actitud ya de tontipop, la verdad. además, súper poco femeninas...

gatchan82 dijo...

ays, ya tenemos al murciano celoso xD

Telita dijo...

Bueno, bueno, bueno, Moderno, qué pasa, qué eliges por conveniencia tu matrimonio, ¿no? Mira, vas a acabar peor que mi tío el marica cocainómano, liándote con viejos para que te pongan tiendas.

Telita dijo...

Ah, y una cosa sobre el post y sobre la mesa de sacrificios humanos, ¿situada en un islote dnd sólo hay sitio para ella? Sois tan valientes o más que los chicos de aquella fantástica serie que ya no sé si dan: Pesadillas. Temblad muchachos, temblad, qué miedo vais a pasaaar. Yo no podía verla. Me ponía frenética de la vida.

Fanmakimaki dijo...

Juas juas. Hacía mucho tiempo que no me reía tanto con uno de tus post (creo que desde el de la boda de tu hermano). Estaba visualizando el altar, Tu amiga tumbada, las guindillas, la borrasca......